Cuando te dedicas a organizar eventos aprendes que los detalles son la base para que se vea elegante y sutil, además de las razones para poner un photocall en tu evento, que serán un detalle importante en estas fiestas de gran escala. Los conceptos para los photocalls pueden ser realmente infinitos, con el que tienes la oportunidad de jugar con los elementos decorativos a tu favor, personalizando todo según el cliente, saca toda tu creatividad y sigue ciertos parámetros para que notes como todo irá surgiendo a la perfección.

¿Por qué usarlo?

  • Entre las razones para poner un photocall en tu evento, lo interesante está en que puede ser un diseño diferente e irreverente en una fiesta o celebración de alguna marca, por ejemplo. Lo indispensable en todo momento es velar por un diseño impecable, cuidarlo para que llame la atención, esa es la verdadera finalidad de esto. Mientras más detalles tenga y más pulcro se vea, más personas se acercarán a tomarse fotos, por lo que brillará en las redes sociales tu ceremonia y podrás contar con los mejores recuerdos de un día memorable para ti o tu negocio.
  • La gran ventaja de este elemento es la posibilidad que tienes de personalizar, de usar tus colores o gustos para crear un universo entero de posibilidades, aún más si eres de esos decoradores o planificadores de eventos que les gusta trabajar con globos, flores, luces, todo lo que haga que esté lugar en específico pueda brillar. Tienes versatilidad y puedes lograr un espacio diferente cuando se trata de eventos muy grandes, en lugares inmensamente grandes. Este photocall también funciona en celebraciones empresariales, donde únicamente puedes tomar la publicidad hacia las esquinas del lugar, para que las personas se tomen la foto para sus redes en el medio y los detalles luzcan aún más.
  • La interacción está entre las razones para poner un photocall en tu evento, se trata de que los invitados pongan su grano de arena para tener unas fotos increíbles y quede ese granito de arena para tu empresa. Muchos optan por usar paredes interactivas donde cada quien firme y escriba, otros arman sesiones de fotos colectivas… Todo se vale con tal de que puedas hacer de tu evento algo viral en redes, que todos mueran por subir todo el contenido que hayan visto, todo lo que haya sentido y disfrutando en tus espacios.