Herbal Essences bio:renew

Herbal Essences ha reformulado sus champús y acondicionadores con una nueva formula a base de extractos naturales que se compone de una mezcla exclusiva de antioxidantes esenciales, aloe vera y algas marinas, y que ha denominado con el nombre de Herbal Essences bio:renew. Una nueva gama 0% libre de parabenos , colorantes y gluten.

Esta nueva gama de champús y acondicionadores, compuesta de siete variedades distintas para el cabello, posee unos aromas increíbles con distintos beneficios entre los que aportan volumen, brillo, purificación, revitalización y otras necesidades capitulares que aúnan ciencia y naturaleza.

Para la presentación a prensa de Herbal Essences bio:renew, la marca organizo una comida de 4 días en el restaurante Organic Market con distintas redactoras y especialistas en belleza, con el fin de que disfrutaran de una comida agradable, saludable y orgánica en un ambiente fresco y natural, a la vez que conocían y podían oler la fragancia de los nuevos champús de la marca.

Para ello se recibía a los asistentes con un aperitivo, se les presentaba el producto y los distintos aromas en muestras de champú para que pudiesen oler sus fragancias en unas mini campanas personalizadas con sus iniciales y que después cada una podía llevarse a casa.

Herbal Essence contó con Little Moments para llevar a cabo toda la decoración del evento y la presentación de producto que buscaba representar la naturaleza y pureza de los ingredientes y formulaciones a base de antioxidantes esenciales de la marca. Por lo que decoramos todo con muchas plantas, frutas y los ingredientes esenciales de cada producto para crear un espacio orgánico y natural.

Además para cada una de las asistentes al evento así como a muchas que no pudieron asistir, la marca nos ha encargado preparar unas cajas ideales de Herbal Essences bio:renew con mensajes caligrafiados a mano, musgo, una planta suculenta y muestras de cada gama para que ellas misma puedan probar las maravillas de estos nuevos champús en su casa.

Fotografía: Mónica Sanz